Mi gato no quiere comer ¿Qué le sucede y que debo hacer?

mi gato no tiene ganas de comer

Los cambios bruscos de alimentación, el calor del verano, la falta de higiene o un estado de ánimo depresivo pueden afectar al apetito de nuestros gatos. En este articulo debelaremos las principales razones de porqué el gatuno no tiene apetito.

En los casos en los que haz notado que tu gato ha perdido el apetito, estamos seguros de que te haz preguntado: "¿Qué debo hacer si mi gato no come?" De hecho, este cambio en su comportamiento requiere una atención especial por parte del dueño, ya que puede ser un síntoma de ciertas enfermedades.

Ten en cuenta que también hay otras posibles causas de pérdida de apetito en los gatos. Por lo tanto, tratemos de entender qué hacer si tu gato no come.

Índice

    Mi gato no come ya días: posibles causas

    La pérdida de apetito y de peso en los gatos es un síntoma común de muchas enfermedades. Por lo tanto, cuando tu gato se niegue a comer o haya perdido peso repentinamente, será esencial llevarlo al veterinario inmediatamente.

    Causa #1. Cuando la comida no es de su agrado

    Los gatos son animales selectivos y rutinarios, sobre todo en relación con su dieta y sus hábitos. Por lo tanto, hay que tener cuidado al elegir los alimentos adecuados para ellos, sobre todo si se quieren hacer cambios en su dieta.

    La dieta de un felino debe satisfacer sus necesidades nutricionales, en función de su edad, su tamaño y las necesidades específicas de su organismo. El cambio de alimentación de un gato debe ser siempre un proceso lento y gradual.

    Mira esto:   Los gatos también pueden sufrir ansiedad por separación - 8 consejos

    Si cambias la comida de tu gato de forma brusca, es muy probable que rechace el nuevo alimento. También puede provocar algunos trastornos digestivos como diarrea, vómitos o acumulación de gases en el tracto gastrointestinal.

    En cambio, si quieres tener un gato con un paladar menos selectivo, tendrás que acostumbrarlo a probar nuevos sabores, texturas y aromas desde cachorro. Durante sus primeros seis meses de vida, los gatitos tienen un carácter más flexible y forman los criterios y preferencias de su paladar.

    Si les presentas una amplia variedad de aromas, sabores y texturas durante esta fase, reducirás las posibilidades de que se conviertan en gatos caprichosos con la comida. Pero si les ofreces la misma comida una y otra vez, probablemente tendrás problemas cuando decidas cambiar su dieta en la edad adulta.

    Causa #2. El calor

    En los días calurosos de verano, lo más probable es que tu gato no tenga tanto apetito y coma menos. Además de la sensación de "pesadez" que generan las altas temperaturas, el aumento de las horas de luz también afectará a su apetito.

    En invierno, en cambio, los días son más cortos y hay menos luz, por lo que los animales aumentan su consumo de alimentos. Se cree que sus cerebros asocian la disminución de la disponibilidad de luz con la llegada del invierno y la consiguiente falta de alimento.

    Por el contrario, cuando las horas de sol son abundantes y la comida es abundante, el metabolismo vuelve a un ritmo más equilibrado. El apetito de su mascota se reduce y su comportamiento también es más tranquilo. Por tanto, es natural que tu gato coma menos con la llegada del verano.

    Mira esto:   ¿Cómo eliminar las pulgas en los gatos recién nacidos?

    Causa #3. Posición de la caseta y de la bandeja sanitaria

    Al preparar la caseta de tu gato, debed prestar especial atención a la posición de sus áreas de alimentación, higiene y necesidades fisiológicas. Si el cuenco de tu gato está junto a la bandeja sanitaria o si no tiene hábitos de higiene regulares, tu gato puede negarse a comer.

    Causa #4. El gato no come debido a los bolos intestinales

    Como sabes, los gatos son animales muy limpios que suelen pasar horas y horas acicalándose. También sabemos que durante su aseo, los gatos acostumbran a ingerir pelos muertos, que pasan por el tracto digestivo y pueden depositarse en el intestino.

    Todos los gatos pueden presentar bolas de pelo, pero este tipo de problemas suelen ser más frecuentes en las especies de pelo largo o semilargo.

    En el campo, los felinos eliminan naturalmente las bolas de pelo para evitar trastornos digestivos. Sin embargo, los gatos domésticos necesitarán nuestra ayuda para eliminar los pelos ingeridos. Esto es lo que hay que hacer si tu gato no come.

    Si tu gato no puede defecar las bolas de pelo, la acumulación excesiva de éstas en el sistema digestivo puede provocar estreñimiento, pérdida de apetito, náuseas, debilidad, apatía, etc.

    Otras causas de pérdida de apetito en los gatos

    Además de las causas mencionadas anteriormente, la pérdida de apetito en los gatos también puede deberse a una intoxicación o a una depresión causada por el estrés y la ansiedad.

    Como haz visto, hay muchas explicaciones posibles para que un gato no coma y puede ser difícil identificar la causa exacta. Por eso, si quieres saber qué hacer si tu gato pierde el apetito, lo mejor es que consultes a tu veterinario.

    Mira esto:   ¿Cómo puedo saber si mi gata está a punto de dar a luz? 8 señales

    Mas de tu interes

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Utilizamos cookies, propias y de terceros para ofrecer una buena experiencia de usuario: Leer más.